El centro de estudios en Estados Unidos prohibió a sus alumnos la utilización de redes sociales en horario de clases. (Foto referencial: Pixabay)
El centro de estudios en Estados Unidos prohibió a sus alumnos la utilización de redes sociales en horario de clases. (Foto referencial: Pixabay)

pasaron a ser virtuales al inicio de la pandemia en el 2020 hasta su reanudación meses después, ha ganado fama en las últimas horas, luego de conocerse el relativo éxito que tenido la prohibición de celulares sobre sus alumnos en horas de clases.

LEE TAMBIÉN | Tiktoker impactada al descubrir el uso real del foco rojo en las luces de Navidad

Sucede que, con la finalidad de que los alumnos desarrollen nuevamente la capacidad de socializar (habilidad que se perdió durante las famosas cuarentenas) el director de la escuela secundaria en el internado Buxton en Williamstown, Massachussets, Peter Beck, ordenó la prohibición de los móviles inteligentes.

La intención era que nuevamente puedan comunicarse y socializar en espacios determinados como usualmente lo hacían antes de la pandemia. “Los estudiantes habían olvidado por completo los conceptos básicos de la interacción cara a cara. Habían pasado muicho tiempo pegados a sus teléfonos inteligentes”, sostuvo Beck en una entrevista para ‘NY Post’.

En ese sentido, cuenta la nota, que a inicios del 2022, Beck junto a su equipo de especialistas en la escuela Buxton, emitió la ordenanza. Toda la institución estaba prohibida de usar smartphones, tanto la plana docente como los alumnos, durante horas de clases en sus instalaciones, sin imaginar que ello tendría un gran éxito.

Y es que nuevamente los jóvenes comenzaron a expresarse con mayor versatilidad volviendo de a pocos a la normalidad. “La capacidad de todos para estar presentes ha aumentado mucho y ayuda en todo. Pasan más tiempo haciendo trabajo académico, expresándose creativamente a través del arte, conociéndose unos a otros y conociéndose a sí mismos”.

Piden menos permiso para ir al baño

Por si fuera poco, una de las autoridades en la escuela, como la directora Frunny Shuker-Haines, agregó otro resultado positivo de este experimento: “Uno de nuestros maestros más veteranos notó que los niños con menos frecuencia”, aseguró.

Eso sí, la no utilización de celulares no quiere decir que los estudiantes se encuentren alejados de la tecnología. Si bien sus celulares quedan confiscados al inicio de cada jornada escolar hasta su final, ellos usan un dispositivo móvil con características similares con llamadas, mensajes de texto y navegadores, pero sin redes sociales.



tags relacionadas