Horas después la mujer tuvo que pedir disculpas públicas. (Captura: @CeeCee).
Horas después la mujer tuvo que pedir disculpas públicas. (Captura: @CeeCee).

Usar un disfraz conmemorativo de Halloween en su trabajo le costó el puesto a una joven en una guardería. Ella tuvo la peculiar idea de ponerse una máscara para darles una lección a todos y no realizaban las tareas.

MIRA TAMBIÉN | Regresó a casa ebrio y sus hijos lo raparon mientras dormía

El hecho sucedió en Mississippi, Estados Unidos, y fue contado por la propia protagonista en Facebook. Ella se disculpó por las imágenes que se han convertido en el viral del momento en redes sociales, en estas aparece con un antifaz alusivo a la noche de brujas y aparentemente asustando a los infantes.

La joven quien llevaba 4 años trabajando en el recinto para niños, asegura que nunca fue su propósito espantarlos, simplemente su intención era que estuvieran más atentos a las lecciones que le encargaban los tutores. En ese sentido, tuvo que explicar lo sucedido.

“No quería hacerle daño a nadie y no fue con mala intención. Los profesores me preguntaron si podía hacerlo o si ellos podían usar la máscara para hacer que sus alumnos pusieran atención en clase o limpiaran… no soy una abusadora de menores”, se defendió.

“No entre ahí con la intención de traumatizar a los niños, incluso algunos de ellos rieron, lloraron o me miraron fijamente”, agregó además de asegurar que sus compañeros sabían de esta actividad; sin embargo, ellos no se opusieron, y también habrían corrido la misma suerte.