El departamento de Bomberos pidió a las personas que se alejaran de la zona para no asustar al perro. (Foto: Inside Edition/YouTube)
El departamento de Bomberos pidió a las personas que se alejaran de la zona para no asustar al perro. (Foto: Inside Edition/YouTube)

En los , Scooby, un perrito fue rescatado de una muerte segura cuando se vio atrapado y arrastrado por la corriente del río. De inmediato, el video de este can conmocionó a todos en los medios de comunicación y se hizo en las .

El hecho tuvo lugar en Los Angeles, California, a finales del mes de marzo, en horas de la tarde, al promediar las 2:15 pm, cuando los bomberos acudieron a la zona donde notaron que la mascota y su dueña, una mujer de 35 años, se encontraba en peligro de ser arrastrada por la corriente.

Una ayuda innecesaria

Para evitar confusiones, los rescatistas pidieron a las personas mantenerse alejados del lugar y, sobre todo, no realizar acciones temerarias para ayudar al perro, alerta que fue dada luego que un hombre de 28 años tuvo que ser rescatado por meterse en las aguas para intentar, fallidamente, socorrer al can.

Al notar esto, el capitán del cuerpo de bomberos de Los Angeles, Erik Scott, pidió a las personas que dejen estas labores a los profesionales: “Sabemos que ese individuo tenía buenas intenciones y que otras personas, obviamente, están muy preocupadas por ese canino. Es mejor que crean que nosotros también lo estamos. Pero, cuando intervienen civiles que no tienen el equipo de protección adecuado ni el entrenamiento para efectuar un rescate, a menudo se convierten en pacientes”.

Evitar la aglomeración de personas en estos rescates

De hecho, hoy sabemos que Scooby, presa del miedo, mordió a este hombre que intentó ayudar, razón por la cual el animal fue río abajo, mientras que el sujeto fue rescatado y apartado del lugar.

Scott insiste: El pobre perro estaba muy cansado, asustado y cuanta más gente había alrededor, más se asustaba. Mordió a ese hombre bien intencionado que intentaba ayudarlo. Esa es otra razón por la que no quiero que la gente salte por estos canes porque, obviamente, están asustados”.

Leves lesiones

Luego de casi dos horas y media, el perrito pudo ser rescatado. Tras esto, el oficial Armando Navarrete expresó: “Mucha gente ama a sus animales y nosotros también, pero si haces algo que te va a causar peligro, el Departamento de Bomberos irá primero a las personas y luego a los animales. Es solo la seguridad humana primero”.

Una vez que fue puesto fuera de peligro, sería trasladado hacia el Refugio de Animales de East Valley para ser evaluado. En este lugar, los funcionarios determinaron que Scooby tan solo presentó una leve abrasión en las patas.

Hasta el momento, los bomberos no pueden determinar si la dueña del perro tiene casa o no.