La joven influencer terminó llorando cuando un anciano le dijo que no tenía la voz para cantar. (Captura: @itsmiakirkland).
La joven influencer terminó llorando cuando un anciano le dijo que no tenía la voz para cantar. (Captura: @itsmiakirkland).

Cantar es un talento que muy pocos poseen, pero que todos algunas vez en nuestra vida de todas maneras lo hemos practicado, incluso hay quienes ven en este arte una profesión a seguir y por la que nunca se está libre de los críticos, como le sucedió a la protagonista de este .

MIRA TAMBIÉN | Perro hace gestos de molestia porque su dueña lo obliga a bailar para la cámara

es una usuaria de TikTok que a sus 18 años sueña con ser una cantante profesional, mientras tanto ella ha decidido ganarse unas monedas tocando con su guitarra en las calles de Nueva York, hasta que cierto día se cruzó con un extraño sujeto que le lanzó una ácida opinión sobre su performance.

A través de un video la influencer cuenta que en una ocasión estaba realizando una transmisión en vivo, demostrando su trabajo al aire libre, cuando un anciano irrumpió en la grabación para decirle que no tenía talento.

“Hay algunas personas que lo tienen… tú no. Necesitas agregar variaciones, estás en el mismo plano todo el tiempo”, fue lo que alcanzó a decir el individuo en las narices de la joven, como también cuenta la nota de ‘’.

La cruda opinión tomó por sorpresa a Mia por lo que no pudo evitar entrar en sollozos. Al mismo tiempo de que el sujeto continuaba corrigiéndola, casi hasta al acoso, asegurando que hablaba con autoridad ya que anteriormente trabajó con Diana Ross, una ícono del rock de los años sesenta; aunque ella asegura no le cree.

@itsmiakirkland Dont b that guy #miakirkland #foryou ♬ Unstoppable - Sia

Decidió continuar

La madre quien estaba acompañándola en ese momento intentaba consolarla, mientras que los comentarios en el ‘live’ intentaban defenderla de la reprimenda del extraño. Si bien, se sentía fatal y pensó dejarlo todo por un instante, más adelante decidió regresar al mismo lugar para seguir cantando.

Finalmente, cuenta que no fue su primera vez enfrentando este tipo de situaciones. Anteriormente tuvo que denunciar a una seguidora por sus constantes mensajes de odio, pero asegura, todo ello le ha servido para entender lo complicado del trabajo artístico-urbano.

“Cuando comencé, no pensé que tocar en la calle sería así en absoluto. Pero ahora que lo he estado haciendo, cada vez que salgo tengo que prepararme para que alguien a quien no le guste se me acerque”, sostuvo respecto a esta amarga pero fructífera experiencia.



tags relacionadas