Asistentes examinan un nuevo iPhone 14 Pro durante un evento especial de Apple en Cupertino, California. (Foto de JUSTIN SULLIVAN / GETTY IMAGES NORTEAMÉRICA / AFP)
Asistentes examinan un nuevo iPhone 14 Pro durante un evento especial de Apple en Cupertino, California. (Foto de JUSTIN SULLIVAN / GETTY IMAGES NORTEAMÉRICA / AFP)

¿Cómo podría afectar al cuerpo humano el uso cada vez mayor de celulares, computadoras o tablets? Es una incógnita que un grupo de científicos se ha planteado y durante algunos años estudiaron distintos escenarios, concluyendo que en un futuro las personas llegarían a tener apariencias aterradoras.

Bajo la mirada de estos expertos, la empresa de telecomunicaciones TollFreeForwarding logró diseñar a ‘Mindy’, el prototipo de una mujer que tendría los dedos como garras, resultado de estar utilizando un celular durante muchas horas, detalla .

Asimismo, esta persona del futuro poseería un cráneo más grueso para proteger al cerebro de las ondas inalámbricas; la espalda arqueada y encorvada de mirar constantemente hacia la pantalla del smartphone o computadora.

Por si fuera poco, los músculos alrededor del cuello estarían más desarrollados que los que poseen las personas actualmente, los codos permanecerían doblados en un ángulo de 90° y tendrían un segundo párpado que bloquearía el ingreso de la luz excesiva de los dispositivos a los ojos.

‘Mindy’, es el prototipo de una mujer que tendría los dedos curvados como garras, resultado de estar utilizando un celular durante muchas horas. (Foto: Twitter)
‘Mindy’, es el prototipo de una mujer que tendría los dedos curvados como garras, resultado de estar utilizando un celular durante muchas horas. (Foto: Twitter)

Un cuerpo expuesto a la tecnología

Pasar horas mirando tu teléfono tensa al cuello y hace que tu columna pierda el equilibrio. En consecuencia, los músculos de su cuello tienen que hacer un esfuerzo adicional para sostener su cabeza. Sentarse frente a la computadora en la oficina durante horas y horas también significa que su torso se estira frente a sus caderas en lugar de apilarse recto y alineado”, alertó Caleb Backe, de la empresa Maple Holistics.

Para diseñar a ‘Mindy’, los expertos estudiaron todo lo relacionado al ‘cuello tecnológico’, un estudio para prevenir esta dolencia que provoca dolores de cabeza, espasmos en el cuello, dolor entre los omóplatos y crujidos en los hombros. La investigación fue desarrollada por K. Daniel Riew, cirujano ortopédico y experto en la columna cervical.

Sobre la aparición del segundo párpado que cubra el ingreso de la luz excesiva a los ojos, el investigador Kasun Ratnayake, de la Universidad de Toledo, indicó que es posible que este párpado extra surja como consecuencia de la exposición a las pantallas.

“El cristalino del ojo puede desarrollarse evolutivamente de modo que bloquee la luz azul entrante, pero no otras luces de alta longitud de onda, como el verde, el amarillo o el rojo”, aclaró.

¿Qué daños puede causar el mal uso de la tecnología?

El uso excesivo de equipos tecnológicos, como computadoras o laptops, puede provocar contracturas y tensión en el cuello, dolores del antebrazo y tendinitis de hombro y muñeca. Incluso el mouse puede ser el causante de distintas lesiones en las manos, y limitar sus funciones.

Los celulares y consolas de juegos se suman a la lista de causantes de estas lesiones.

El más afectado sería el dedo pulgar, ya que se usa casi con exclusividad para redactar mensajes de texto o como soporte, ya que generan estrés en las articulaciones, provocando una exigencia desmedida.