Del bus se bajó un grupo de hombres y le dio una paliza al ladrón. (Foto: Captura de video)
Del bus se bajó un grupo de hombres y le dio una paliza al ladrón. (Foto: Captura de video)

Una mujer se salvó de ser víctima de la delincuencia en Brasil, luego que fuera atacada brutalmente por un ladrón que caminaba atrás de ella para robarle sus pertenencias. Afortunadamente, trabajadores que eran transportados en un bus se bajaron a rescatarla.

Los hechos de este violento asalto quedaron registrados por las cámaras de seguridad el pasado 6 de junio. En la escena se registró a dos personas: la víctima y su atacante, quienes caminaban por una pista sin autos ni gente, revela Caracol Noticias.

La joven, que portaba una mochila negra en su espalda, caminaba sin percatarse que atrás de ella un hombre de polo blanco la perseguía sigilosamente. Acto seguido, el sujeto se abalanza hacía ella e intenta robarle sus pertenencias forcejeando fuertemente.

Asustada, la mujer intenta zafarse del delincuente, pero la fuerza del hombre impide que ella pueda correr a pedir auxilio.

Trabajadores al rescate

Sin embargo, tan solo unos segundos después del ataque, un bus que transportaba a trabajadores de una empresa paso por el lugar donde era atacada la mujer y se detuvo de manera imprevista.

Desde el interior, los trabajadores sacaron la cabeza por las ventanas y comenzaron a gritarle para que detenga su asalto.

Todo no terminó ahí. Mientras que unos advertían al ladrón desde el vehículo, un grupo de hombres se bajó y corrió a socorrer a la mujer que estaba presa del delincuente. Lograron apartar a la víctima y se enfrentaron al atacante.

Al ver la actitud retadora del sujeto se lanzaron sobre él y le dieron patadas, puños y hasta pedradas. Tuvo que intervenir un hombre, que previamente se vio caminando con una botella, para defender al ladrón que se encontraba en el piso después de ser reducido.

El hombre de la botella, quien sería su cómplice, intento atacar a uno de los trabajadores, pero se vio amenazado por el grupo de trabajadores y decidió salir del lugar con el primer ladrón.

No contentos por haber recibido la paliza, uno de ellos lanzó un objeto sobre el bus, sin lograr romper las ventanas. En un momento, el grupo de obreros va hacia los sujetos, pero no se logra ver qué pasó porque se alejaron de la cámara.

Afortunadamente, alguien llamó a la policía y advirtió de la situación. El delincuente, un joven de 22 años, fue capturado y según las autoridades, portaba un cuchillo con el que intimidaba a los transeúntes.

tags relacionadas