El video  de 50 segundos de duración, donde se ve a los niños en un salón de clases, pecho tierra bajo sus pupitres, mientras se escuchan de fondo la metralla y la maestra les pide mantener la calma. (Foto de Twitter / @azucenau)
El video de 50 segundos de duración, donde se ve a los niños en un salón de clases, pecho tierra bajo sus pupitres, mientras se escuchan de fondo la metralla y la maestra les pide mantener la calma. (Foto de Twitter / @azucenau)

Una balacera ocurrida este jueves a las afueras de una escuela primaria (segundo nivel de educación básica en México) dejó un muerto y dos heridos y provocó que alumnos y maestros se colocaran pecho tierra en una escuela ubicada en el municipio de Empalme, en el estado de Sonora, noroeste del país.

Los primeros reportes indicaron que sicarios armados con metralletas dispararon contra los ocupantes de un vehículo, con saldo de un muerto y dos heridos, junto a una zona escolar a punto de la hora de entrada y salida de los alumnos de tres escuelas en Empalme.

Precisamente, en ese municipio esta semana las autoridades educativas estatales amenazaron con sancionar a un maestro por intentar enseñarles a sus alumnos cómo refugiarse en caso de un ataque armado.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 14.00 horas locales en un barrio donde se ubican la escuela primaria “Vicenta Flores Murillo”, la Telesecundaria 281 “Profesor Joaquín Alejandro Villanueva”, y el Jardín de Niños CAIC Arcoíris, al oriente del Puerto de Empalme.

“En el ataque directo contra los tripulantes de un vehículo resultaron un abatido y dos lesionados en Empalme. Las corporaciones de seguridad de Marina, Policía Estatal y Municipal se encuentran en el lugar resguardando la zona”, informó la Secretaría de Seguridad Pública Estatal en un comunicado.

A través de redes sociales se viralizó un video de 50 segundos de duración, donde se ve a los niños en un salón de clases, pecho tierra bajo sus pupitres, mientras se escuchan de fondo la metralla y la maestra les pide mantener la calma.

La Secretaría de Seguridad Pública informó que las autoridades se comunicaron con la directora de la primaria cercana al lugar del ataque, quien confirmó que los estudiantes estuvieron resguardados y tranquilos.

Sin embargo, a través de redes sociales reporteros de la fuente policiaca difundieron la imagen de uno de los sobrevivientes al ataque armado, quien herido por los disparos se bajó de la camioneta y corrió para esconderse precisamente en una de las escuelas.

Las autoridades activaron un código rojo y la zona fue acordonada por agencias de seguridad y ministeriales para garantizar la salida de los menores de edad por quienes llegaron sus padres a la salida de la escuela.

A principios de esta semana, la Secretaría de Educación y Cultura en Sonora dijo que un maestro estaba reprobado y amenazó con sancionarlo porque organizó un simulacro para enseñar a sus alumnos cómo actuar en caso de un ataque armado. Esto sucedió a escasos dos kilómetros del sitio donde este jueves ocurrió el ataque armado que causó pánico entre los estudiantes.

Fuente: EFE

tags relacionadas