El colegio presentó una denuncia formal contra los ladrones y las autoridades llegaron hasta el domicilio de ambos, donde hallaron los objetos hurtados. (Foto referencial: Pixabay)
El colegio presentó una denuncia formal contra los ladrones y las autoridades llegaron hasta el domicilio de ambos, donde hallaron los objetos hurtados. (Foto referencial: Pixabay)

Un insólito robo en una escuela primaria de Argentina ha dejado sorprendidos a los maestros y los padres de familia, al descubrir que dos estudiantes de 11 años ingresaron a la institución durante la noche y se llevaron equipos y diversos objetos de valor.

El hecho ocurrió el último jueves en el interior de la escuela 75 “Juan E. Martínez”, de la localidad de Santa Lucía, en Corrientes, y tuvo como protagonistas a dos estudiantes quienes se dejaron descubrir por un particular error, señala .

Al día siguiente del hurto, una de las maestras llegó al establecimiento y encontró varios salones destrozados, además se percató que faltaban varios equipos: los menores se habían llevado netbooks, parlantes, equipos de sonido, herramientas y hasta los mates de las profesoras.

Sin embargo, un hecho en particular llamó la atención de las autoridades escolares y ayudó a encontrar a los ladrones; ya que, en la pizarra, uno de los estudiantes dejó mensajes obscenos contra las docentes y eso los delató.

La tutora de los menores reconoció la letra de los implicados y eso fue fundamental para identificarlos. De esta manera lograron enterarse de que los ladrones pertenecían a la misma institución, cursaban el quinto grado y además tenían 11 años.

El colegio presentó una denuncia formal contra los ladrones y las autoridades llegaron hasta el domicilio de ambos, donde hallaron los objetos hurtados. Los estudiantes quedaron bajo la vigilancia de sus padres al no poder ser arrestados por su corta edad.

Delincuentes robaron a los alumnos de un instituto en plena clase

Tan solo unos días antes, estudiantes de un instituto en Buenos Aires fueron asaltados y amenazados de muerte por un grupo de 8 ladrones que los atacaron en plena clase.

Los delincuentes entraron al establecimiento y amenazaron con un arma. A dos personas les apuntaron, pero los disparos no salieron.

“Por medida de seguridad, nadie se va del instituto solo. Yo me encontraba en el patio, esperando para salir, cuando ingresaron y empezaron a gritar que nos metamos”, aseguró una de las estudiantes entrevistadas por la prensa local.

“Mientras todos estábamos adentro, le empezaron a pegar a un compañero que estaba en el patio. En ese momento, agarraron una moto y se la llevaron”, detalló la mujer para agregar que “en medio del hartazgo salimos a correrlos, éramos 30 compañeros persiguiéndolos y logramos agarrar a dos. Ellos vuelan, pero nosotros también corremos”, sostuvo.

tags relacionadas