La pareja tailandesa Ekkachai y Laksana Tiranarat se besan en la competencia por el "Beso continuo más largo del mundo" durante el Día de San Valentín en el centro turístico de Pattaya el 14 de febrero de 2013.  (Foto: REUTERS/Chaiwat Subprasom)
La pareja tailandesa Ekkachai y Laksana Tiranarat se besan en la competencia por el "Beso continuo más largo del mundo" durante el Día de San Valentín en el centro turístico de Pattaya el 14 de febrero de 2013. (Foto: REUTERS/Chaiwat Subprasom)

A propósito del Día Internacional del Beso, en el libro Guinness de los Récords está registrado uno de los momentos más épicos e improbables jamás vistos y documentados: un beso que duró casi 59 horas.

Ocurrió en 2013, en el Día de San Valentín la pareja tailandesa Ekachai y Laksana Tiranarat realizó la “hazaña” de romper su propio récord -que lograron en 2011- al besarse por 58 horas, 35 minutos y 58 segundos, dos minutos más que la vez anterior.

En dicho evento (World’s Longest Continuous Kiss) participaron nueve parejas, las reglas eran sumamente estrictas alejadas de cualquier atisbo romántico: no se les permitía sentarse, descansar o dormir y si necesitaban ir al baño debían mantener sus labios unidos a la vista de un juez que certificara que el beso no se interrumpiera.

Esta pareja en aquello ocasión obtuvo tras el incansable esfuerzo la suma de 3,300 dólares de premio y dos anillos de diamante, además de quedar acreditados en la historia como el beso más largo jamás dado.

No existen datos de qué sucedió con esta pareja y si permanecen juntos, solo se sabe que, por el momento, su título mundial no ha peligrado y todo parece indicar que lo mantendrán un tiempo más porque los organizadores de este concurso no han realizado ninguna nueva convocatoria.

VIDEO RECOMENDADO

Joven estropea celebración de cumpleaños al caerse sobre la torta