Una persona recibe una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech contra el coronavirus COVID-19 en un centro de vacunación. (Foto: Javier TORRES / AFP).
Una persona recibe una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech contra el coronavirus COVID-19 en un centro de vacunación. (Foto: Javier TORRES / AFP).

En un intento por obtener certificados falsos de vacunación, un hombre de 60 años se inoculó al menos 90 veces contra el COVID-19, para así vender estos documentos a aquellas personas reacias a aplicarse el antídoto en Alemania.

Este hecho, que ha llamado la atención de las autoridades sanitarias, fue descubierto la semana pasada, luego que el sujeto, cuyo nombre no fue revelado debido a las normas de privacidad alemanas, llegara a solicitar una dosis por segundo día consecutivo en uno de los centros de vacunación en Sajonia, Eilenburg.

Tal como señala , hasta el momento el individuo no ha sido detenido, sin embargo, ya fue identificado y es investigado por emisión no autorizada de constancias de vacunación y por falsificación de documentos de origen público y/o estatal.

La policía ya logró confiscar varios certificados de vacunación en blanco e inició un proceso penal.

Aun no se ha logrado determinar los efectos secundarios que habría tenido este hombre tras aplicarse esa cantidad de dosis en el cuerpo, pero se tiene conocimiento que recibió el antídoto de distintas farmacéuticas.

Este no sería el primer caso donde una persona intenta obtener mayores dosis de la vacuna contra el coronavirus dentro de este país europeo. Las autoridades alemanas han logrado realizar diversos operativos vinculados la falsificación de certificados.

Estos sujetos recurren a estas medidas para vender los documentos falsificados por una gran cantidad de dinero a personas reacias a recibir la vacuna, pero que necesitan del certificado para ingresar a restaurantes, bares, etc.

Situación sanitaria de Alemania

Varios países europeos, como Alemania, levantaron “brutalmente” sus restricciones anticovid y viven ahora un claro aumento de los casos debido a la subvariante BA.2, lamentó la Organización Mundial de la Salud (OMS), según recogió la agencia AFP.

El número de casos de COVID-19 está aumentando en 18 de los 53 países del área europea de la OMS.

“Los países en los que observamos un aumento particular son el Reino Unido, Irlanda, Grecia, Chipre, Francia, Italia y Alemania”, señaló el director de la OMS para Europa, Hans Kluge. “Estos países han levantado las restricciones brutalmente”, según el funcionario de la ONU.