En verano aumentan las infecciones en los ojos. Usa lentes de natación si vas a la piscina o al mar y acude al oftalmólogo si sientes molestias. Fotos: Getty Images.
En verano aumentan las infecciones en los ojos. Usa lentes de natación si vas a la piscina o al mar y acude al oftalmólogo si sientes molestias. Fotos: Getty Images.

El es la época del año en la que el cuidado de los ojos necesita mayor atención. Ya sea por las continuas visitas a la playa, piscinas, el agua con cloro o las infinitas bacterias, en esta temporada de calor hay que tomar ciertas medidas extra para

MIRA ESTO | ¿Cómo alimentarte en verano para empezar un estilo de vida saludable?

Según el doctor Héctor Palacios, oftalmólogo con subespecialidad en retina y mácula del en estos meses de calor estamos más propensos a infecciones en la vista por las altas temperaturas, sobre todo en las playas, el aumento de la radiación y la proliferación de bacterias propias de la estación, además de las que puedan haber en las piscinas.

El especialista señala que las enfermedades más recurrentes en esta estación del año son: Conjuntivitis, conjuntivitis alérgicas, ojo seco, erosiones en la córnea y úlceras corneales. Indica además, que debemos estar atentos a posibles síntomas como el ojo rojo, picazón, secreción conjuntiva, sensación de cuerpo extraño, dolor o ardor ocular.

En este contexto, el oftalmólogo Héctor Palacios brinda las siguientes recomendaciones para el cuidado de los ojos en el verano con el fin de prevenir este tipo de enfermedades:

  • Usar lentes de sol

Usar lentes de sol es imprescindible, principalmente si se expone a altas temperaturas al aire libre como en las playas y viajes. El doctor Palacios indica que es importante adquirirlas en un lugar de confianza para que se pueda tener la garantía de protección ante los rayos UV.

  • No automedicarse

Es muy común que ante cualquier irritación en la vista se busque algunos remedios en farmacias y boticas; el especialista señala que al hacer esto se podría estar enmascarando el verdadero cuadro de la enfermedad y empeorar la situación. Inclusive, se puede estar aplicando corticoides en gotas a una condición que no lo amerita pudiendo provocar lesiones irreversibles con secuelas en nuestra visión.

  • Lavarse las manos

Durante el verano hay un mayor índice de contraer estas enfermedades por contagio. El tocar objetos o superficies contaminadas, o estrechar o tocar la mano alguna persona con estas patologías y luego frotarnos los ojos y cara nos hace más propensos a sufrirlas, por eso debemos lavarnos con agua y jabón para evitar contraer estas infecciones.

  • Usar lubricantes oculares

La sobre exposición a la radiación solar puede complicar la condición, principalmente, de personas que sufren ojo seco, por eso, se deben aplicar gotas lubricantes o lágrimas artificiales para disminuir la sequedad ocular o para prevenirla. También, es importante realizar un reposo visual cada 20 minutos si usas computadora.

  • Usar lentes de natación

Muchas piscinas son tratadas con productos químicos como cloro que pueden provocar irritación ocular en la superficie del ojo si hay una exposición prolongada.

Por ello, se deben proteger los ojos con lentes de natación, estos deben ser comprados con las medidas de seguridad necesarias y con el tamaño adecuado para cada rostro a fin de que cumpla su función. Asimismo, su uso debe ser personal para evitar el contagio de estas enfermedades.

  • Mantener los lentes de contacto limpios

Desinfectarlos bien es vital para que los ojos no sufran irritaciones o infecciones y se pueda tener una visión nítida o no se sienta incomodidad al usarlos.

TE VA A INTERESAR:


NOTICIAS SUGERIDAS

Contenido GEC