Las probabilidades de ganar el premio mayor eran de 1 entre 2.937.600. (Foto: Virginia Lottery)
Las probabilidades de ganar el premio mayor eran de 1 entre 2.937.600. (Foto: Virginia Lottery)

Una mujer en el estado de Virginia, Estados Unidos, recibió de regalo por el Día de San Valentín algo que quizá muchos no consideren tan romántico como flores o chocolates. Días antes del 14 de febrero, el esposo de María Chicas le dio un presente un tanto singular para la fecha: un boleto de lotería. Cuando lo rasparon, notaron que habían ganado 10 millones de dólares.

El esposo de la afortunada ama de casa compró un raspadito del Extreme Millions Scratcher de la Virginia Lottery en una tienda In & Out Mart de la ciudad de Manassas unos días antes del 14 de febrero, dijeron los organizadores del sorteo. La idea era regalárselo a su esposa por el Día del Amor.

María Chicas ganó 10 millones de dólares en la lotería con un boleto que su esposo le regaló por el Día de San Valentín. (Foto: Virginia Lottery)
María Chicas ganó 10 millones de dólares en la lotería con un boleto que su esposo le regaló por el Día de San Valentín. (Foto: Virginia Lottery)

Pensó que era broma

Después de darse cuenta de que era el ganador, el hombre llamó a su esposa María Chicas para compartir las buenas noticias. “¡Oh, estás mintiendo!”, ella le dijo. “¡Creí que bromeaba!”, dijo la residente de Haymarket en el condado de Prince William a los funcionarios de la .

Pero no estaba bromeando, y convirtió el boleto en el regalo perfecto del Día de San Valentín para su atónita media naranja, quien tenía la opción de tomar el monto total durante 30 años o una “opción en efectivo única” de 6,570,302 de dólares antes de impuestos. Ella eligió lo último.

Mientras tanto, la tienda recibirá un bono de 50,000 dólares de la Lotería de Virginia por vender el boleto ganador, el cuarto y último premio mayor en el juego Extreme Millions Scratcher. Las probabilidades de ganar el primer premio eran de 1 entre 2.937.600.