Josh Buster cree que un error en la venta de un boleto de lotería fue lo que lo llevó a ganar un millón de dólares. (Foto: Frederic J. BROWN / AFP)
Josh Buster cree que un error en la venta de un boleto de lotería fue lo que lo llevó a ganar un millón de dólares. (Foto: Frederic J. BROWN / AFP)

Un hombre en el estado de Iowa, en Estados Unidos, reveló que un error en la venta de un boleto de lotería fue lo que lo llevó a ganar un millón en el popular sorteo Mega Millions. Josh Buster, un chef de West Burlington, reclamó el premio en las oficinas de la Lotería de Iowa. Su historia es en las redes sociales.

MÁS | La mujer que ganó 10 millones en la lotería con un boleto que su esposo le regaló en San Valentín

Los organizadores del sorteo contaron en un comunicado publicado en su página web que Buster había solicitado al empleado de una tienda cinco boletos easy-ticket para el sorteo del Mega Millions.

Sin embargo, accidentalmente, el cajero solo imprimió uno y luego le propuso imprimir los cuatro restantes en un ticket diferente. Y eso fue lo que lo llevó a ganar el premio mayor: un millón de dólares.

Según el afortunado ganador, el error involutario probablemente cambió los números que iba a recibir originalmente, lo que lo hizo ganar el premio gordo de un millón de dólares del Mega Millions.

Josh Buster ganó un millón de dólares en la lotería por un “error” del vendedor de boletos. (Foto: Iowa Lottery)
Josh Buster ganó un millón de dólares en la lotería por un “error” del vendedor de boletos. (Foto: Iowa Lottery)

Cómo se enteró que ganó

“Yo me levanté a trabajar temprano esa mañana. Abrí la aplicación de la lotería y escaneé mis boletos”, dijo el afortunado. “Yo siempre guardo los boletos en la consola de mi carro. Y yo los escaneo en el auto; me quedé paralizado y volví a la casa, describió el hombre de 40 años.

Buster ya tiene planeado lo que hará con el dinero ganado: saldar algunas de sus deudas y guardar parte del dinero para su jubilación.

“Yo usualmente no tengo mucha suerte, así que pensé que era un error y va a ser un error”, recordó. “Así que busqué en Google los números de la lotería para asegurarme que tenía los correctos, y lo hice. Y luego, el resto del día solo estaba esperando por despertar del sueño”, finalizó.