El auto estaba en marcha calle abajo sin estar encendido, asustando a todo el grupo. (Foto: Referencial / Pixabay)
El auto estaba en marcha calle abajo sin estar encendido, asustando a todo el grupo. (Foto: Referencial / Pixabay)

Lo que era una simple demostración casi termina en un accidente de carretera. Una joven quiso poner en marcha en presencia de sus amigos y le pidió las llaves a uno de ellos, quién no dudó en otorgárselas.

MIRA TAMBIÉN | Abuela fallece y deja como regalo en su funeral una ouija “para seguir en contacto”

Seguros en su palabra desde un balcón registraron lo que se supone era un momento épico; sin embargo, la confianza sobre ella hizo que las cosas se salieran de control pues terminó dándoles una ingrata sorpresa.

No tenía el control del carro

Aunque había aprendido a conducir, una vez a bordo se olvidó de lo más importante: encender el auto. Al estar en una calle empinada, el coche empezó a moverse solo y creyó que todo estaba sobre ruedas.

Craso error. El carro se encontraba apagado y no respondía a los pedales como el freno, según explica la nota de ‘El Imparcial’. Para buena fortuna y la calma de todos, finalmente la mujer retomó el control sobre la máquina y logró evitar un accidente.

No obstante, los amigos testigos del hecho se mostraron por un breve tiempo tensos, aunque al verla regresar con el auto sin mayores novedades, todo quedo como una anécdota más entre amistades.

tags relacionadas