Los manifestantes chocan con la policía antidisturbios después de una marcha del Primero de Mayo en Santiago el 1 de mayo de 2022. (Foto de Martin BERNETTI / AFP)
Los manifestantes chocan con la policía antidisturbios después de una marcha del Primero de Mayo en Santiago el 1 de mayo de 2022. (Foto de Martin BERNETTI / AFP)

Tres personas heridas por bala y dos detenidos en medio de fuertes enfrentamientos fue el saldo de una manifestación que se realizó en Chile el domingo 1 de mayo en conmemoración del Día del Trabajo.

Durante una marcha convocada por la Central Clasista de Trabajadores en el municipio de Estación Central, en Santiago, se registraron fuertes incidentes con manifestantes que encendieron barricadas, algunos ingresaron a locales comerciales y se enfrentaron con comerciantes.

“Hubo enfrentamientos entre comerciantes ambulantes que lamentablemente hicieron uso de armas de fuego y lesionaron a tres personas, dos de ellas mujeres y un tercer hombre también lesionado por impacto balístico”, informó Enrique Monrás, Jefe Zona Metropolitana de Carabineros.

La Policía chilena confirmó que dos personas extranjeras fueron detenidas como sospechosas de haber realizado los disparos, mientras el Ministerio Público investiga del caso.

La Policía intervino en los incidentes dispersando a los manifestantes con carros lanza-agua y gas lacrimógeno.

“Estamos naturalizando la violencia, no podemos permitir que bandas delictuales se tomen las calles de nuestro país”, sostuvo más tarde el presidente Gabriel Boric, en declaraciones al canal de noticias 24 horas.

La marcha se realizó en paralelo a la tradicional manifestación que convocó la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), el principal sindicato chileno que reunió a miles de personas en plaza Italia con banderas y lienzos en favor de los derechos laborales de los trabajadores.

“Estamos felices, es un día especial y particular después de dos años de encierro (por el COVID-19)” para “reconocer la labor de muchos compañeros y compañeras como los trabajadores de la salud, del comercio y del transporte, que fueron fundamentales en esta pandemia”, dijo David Acuña, presidente de la CUT.

La marcha se desarrolló sin incidentes y en ella también participó la ministra del Trabajo Jeanette Jara, la primera militante del Partido Comunista en asumir dicho cargo tras el retorno de la democracia en Chile (1990). Jara fue también artífice del acuerdo alcanzado con la CUT y organizaciones de medianas y pequeñas empresas para aumentar en un 12,5% el salario mínimo, incremento que debe ser ratificado por el Congreso.

“Me parece que era aún más relevante poder estar hoy acá porque estamos convencidas y convencidos de que los cambios en Chile se han impulsado también desde los movimientos sociales (...) Esperamos que el salario mínimo avance rápidamente en el Congreso Nacional”, dijo Jara.

Se incrementará el salario mínimo a 400.000 pesos (470 dólares) contra 350.000 actualmente, a partir del mes de agosto. El presidente Boric anunció que su meta es alcanzar los 500.000 antes de concluir su gobierno en 2026.

Fuente: AFP